Robert pensaba que beber era sólo una parte de su vida social, hasta que empezó a descuidar a su familia.

Llamó a una línea de ayuda para encontrar un centro local de tratamiento para la adicción al alcohol. Con la ayuda de su médico, Robert está encontrando mejores formas de afrontar su situación.

“Pensé que beber era simplemente un mal hábito, no una enfermedad.”

ROBERT

El trastorno por consumo de alcohol no es una falta de fuerza de voluntad, es una enfermedad crónica que puede ser diagnosticada y tratada por profesionales médicos.

El primer paso es tomar la decisión.

Obtén más información sobre el trastorno por consumo de alcohol (TCA)

¿Estás listo para tomar la decisión?

El primer paso en tu recorrido por la atención de la salud mental puede comenzar hoy. Puedes comunicarte con tu médico de atención primaria o con tu centro de salud comunitario, buscar a través de tu proveedor de seguros o encontrar recursos a través de tu empleador o consejero escolar.

Viviendo con depresión posparto
La historia de Simone
Viviendo con ansiedad
La historia de Lizzie